Ésta soy yo... por ahora!

Soy humana, mujer, artista & coach.

 

En este proyecto facilito procesos de transformación para mujeres en Sevilla y algún que otro lugar de nuestra geografía, mediante la esencia y herramientas que me facilitan la mirada de la antropología social, el coaching y una modalidad de autoconocimiento corporal que llamo MOVIMIENTO PROPIO, una experiencia de profunda indagación por nuestros recovecos mediante el movimiento visible del cuerpo que da expresión a lo invisible.

 

La clave del trabajo que propongo reside en transformar la mirada sobre las propias historias personales y colectivas en sabiduría, proponiendo ángulos más creativos desde los que explorarlas e interpretarlas y utilizándola después como motor de cambio personal y social.

 

Vivo experimentando la vida como mujer, cíclica y cambiante. La riqueza de matices que eso implica me hace parecer, a veces,  contratradictoria y observo como eso es algo que en este curiosos mundillo sigue sin estar bien visto, causa por la que yo me rasgo las vestiduras cada día…y que se vea!

 

Me formé en Historia y Antropología en la Universidad de Sevilla. Realicé varios Másters en Coaching tanto Personal, Educacional como Empresarial y de Emprendimiento, pero no fue hasta que me exploré a través de otras propuestas formativas de carácter más corporal, intuitivo, artístico y simbólico que no encontré mi propia forma de ser, estar y sentir mi trabajo pleno de propósito para mi y valor para otras personas. 

 

Me apasiona el Arte, tanto como vía de autoconocimiento como de autoexpresión, pues siento que es el lenguaje para el que la lengua común se quedó sin palabras, dejando mudos gran parte de nuestros corazones.

 

Estoy segura de que las personas aún tenemos mucho que descubrir sobre quienes somos y como relacionarnos de una forma más auténtica, libre y verdaderamente amorosa, entendiendo el amor como una fuerza llena de verdad, con todo lo que eso implica.

 

También creo que liberar ese potencial va de la mano de abrazar todo lo que hemos sido hasta ahora como personas, como cultura, como género y como humanidad y no es fácil,  aunque ya sólo como reto, me conmueve. Es mi elección, mi sueño, mi vocación.  Acompañar a mujeres en ese camino, también es mi profesión.

 

Ante todo soy una exploradora de mi misma, con el propósito de acompañar a mis semejantes a emprender su propia exploración,  propósito que da lugar al nacimiento de éste proyecto. 

 

Hace tiempo que decidí que mi revolución sería quererme así que a día de hoy, cuanto más placer siento al recorrer el camino que hago, mas convencida estoy de que estoy eligiendo bien.

 

Si quieres comenzar tu propio camino y quieres que te acompañe cuéntame cómo te sientes y qué necesitas y te propongo la opción que sienta que va contigo en este momento.

 

 

 

Pin It on Pinterest

Share This